News & References

Event

RCF amplifica la adrenalina del Campeonato Mundial de Snowboard de 2021

El Campeonato Mundial de Snowboard volvió a Valmalenco (Italia) en enero de 2021, esta vez a puerta cerrada debido a la situación sanitaria. La competición de Alpe Palù se celebró en una zona de 60 kilómetros de pendientes de esquí durante cuatro días de competiciones en la nieve tras nueve años de ausencia. La compañía Frate Professional fue la encargada de instalar los sistemas de sonido y los equipos de video, con un sistema inalámbrico compuesto por varias estaciones apiladas con line arrays HDL 26-A y subwoofers HDL 35-AS de RCF.

El sistema de sonido solicitado por el cliente debía garantizar el refuerzo de sonido en toda la zona de competición, incluidas las zonas de salida y meta, con una distancia de 800 metros en línea recta entre los puntos de difusión principales. Fabio Frate y su equipo idearon una solución estratégica: “Para evitar largas tiradas de cable y el cruce de cables en la pista, decidimos utilizar puentes inalámbricos Neutrik Xirium entre la sala técnica del remonte y la zona de meta, donde se encontraba la sala de control. Una línea balanceada instalada con anterioridad en el centro de telesillas también permitió hacer una conexión con cable hasta el punto de difusión de la zona de salida”.

El sistema de sonido se instaló de forma permanente a lo largo de la pendiente de snowboard durante 5 días, incluido un día de preinstalación. El sistema estuvo funcionando durante 8 horas al día y se dejó al aire libre (y bajo la nieve) todas las noches de la competición. Solo se usaron fundas para la lluvia para proteger el panel trasero de conexiones de cada unidad. “RCF nos garantizó que el sistema funcionaría sin problema alguno, pues todos los componentes son resistentes al agua y pueden funcionar perfectamente a temperaturas bajo cero. Y así fue. Aquí la temperatura por la noche puede alcanzar los -25 °C”. Además del sistema de sonido, Frate Professional también instaló una pantalla LED en el exterior con un tamaño de píxeles de 3,9 mm para la reproducción de video sincronizado con el audio.

“El rendimiento de este line array de pequeño tamaño es de primera categoría. El sonido era claro e inteligible a lo largo de toda la pendiente de snowboard”

Los problemas logísticos no se reducían al clima adverso. También se tuvo que lidiar con el mal acceso de las estaciones. “El equipo se transportó sobre la nieve con motos de nieve y snowcats, cuya capacidad de carga permitió llevar juntas las unidades HDL 26-A y los subwoofers HDL 35-AS de RCF, módulos pertenecientes a la misma serie de RCF, lo que proporciona una mejor reproducción musical. Los graves que producen estos pequeños subwoofers son impresionantes y podían sentirse incluso a gran distancia”.

“La fiabilidad del sistema me impresionó de verdad. Siempre proporcionó el máximo rendimiento, incluso nada más encenderlo por la mañana tras una noche de temperaturas muy bajas”

En la sala de control de audio, un mezclador digital Yamaha QL1 permitió controlar todas las señales de sonido de entrada de los micrófonos inalámbricos y otros medios, además de enviar la mezcla a la retransmisión televisiva. En palabras de Fabio Frate, “el rendimiento de este line array de pequeño tamaño es de primera categoría. El sonido era claro e inteligible a lo largo de toda la pendiente de snowboard. Aunque había poco público, el sistema HDL llegó a todo el mundo, incluso a cientos de metros de distancia. La confiabilidad del sistema me impresionó de verdad. Siempre proporcionó el máximo rendimiento, incluso justo después de encenderlo por la mañana tras una noche de temperaturas muy bajas”.
.